fbpx
Blog Anticensura

simulacion

 

El pasado 17 de junio el Instituto Federal de Acceso a la Información y Protección de Datos (IFAI) y la Comisión Federal de Telecomunicaciones (COFETEL) firmaron un Convenio de Colaboración “para difundir y promover beneficios de la cultura de la transparencia, el derecho de acceso a la información y la rendición de cuentas”.

Siempre son bienvenidas las iniciativas que promueven la transparencia, el acceso a la información y la rendición de cuentas, pero cuando estas iniciativas se presumen como muestras de un progresivo compromiso con la transparencia, cuando en realidad, no son más que las mínimas obligaciones que por mandato de la Ley Federal de Transparencia y Acceso a la Información deben cumplir. Entonces, debemos preguntarnos por las motivaciones reales de éstas, dejar a un lado el bombo y platillo y exigir el pleno cumplimiento de lo que implica un desempeño institucional transparente y de frente a la ciudadanía.

En palabras del Comisionado Presidente de la COFETEL, Mony de Swaan, el convenio “concentra sus objetivos a través de: Estrategias de capacitación a los funcionarios de la Cofetel; difusión y asesoría a colegas sobre los programas de protección de datos, organización y conservación de archivos; diseño de estrategias conjuntas para publicar y difundir información bajo el principio de máxima publicidad y, asesoría y apoyo técnico y documental”.

El objetivo del acuerdo es loable y se enmarca dentro de las obligaciones por cumplir la ley. Sin embargo, hay voces doctas en la materia que señalan que la firma de este Convenio podría responde más a la necesidad del órgano regulador de dar un golpe para legitimarse frente a las duras críticas de que ha sido objeto en relación con decisiones que han sido severamente cuestionadas, parte por su falta de transparencia. El gobierno, incluida la COFETEL ha sido acusada de “privilegiar la expansión de uno de los grupos confrontados por el dominio de las telecomunicaciones”. Si este cuestionamiento ha llevado al órgano regulador a adoptar un compromiso más serio y efectivo con la transparencia, será un relevante paso para dar certidumbre a las decisiones jurídicas en el sector de telecomunicaciones. Eso es lo que aporta la transparencia, entendimiento, certidumbre y claridad en la toma de decisiones.

De acuerdo a la evaluación del desempeño de los principales órganos reguladores del Centro de Estudios Espinosa Yglesias (CEEY) la COFETEL, entre otros, obtuvo una calificación reprobatoria de 4.2/10 “debido a la falta de claridad en sus atribuciones y normatividad”.

No debemos de olvidar que la relevancia de los órganos reguladores es que promueven los intereses de los consumidores a través de una mayor competencia y reglas claras e iguales para los competidores. Por ello la importancia de asegurar su buen desempeño a través de la promoción de una función transparente y mecanismos de rendición de cuentas. Según el análisis del Convenio COFETEL-IFAI por Artículo 19, éste quedó corto. Sin embargo, eso no impide a la COFETEL para que adopte, de manera urgente, las mejores prácticas en materia de transparencia y rendición de cuentas. Muchas de éstas han sido adoptadas por la Suprema Corte de Justicia de la Nación. Por ejemplo: 1) fomentar la publicidad de sus resoluciones; 2) adoptar las sesiones públicas y publicitar la agenda del pleno; 3) publicidad de criterios y razonamientos de sus resoluciones, entre muchos otros.

ARTÍCULO 19 le toma la palabra a la COFETEL cuando dice “El compromiso va en serio”. Estaremos vigilantes de su promesa de convertirse en una institución modelo en materia de transparencia, lo que implica, ir más allá de sus obligaciones como sujetos obligados de la Ley Federal de Transparencia y adoptar mejores práticas.

Texto realizado por Paulina Gutiérrez, Oficial del Programa de Acceso a la Información de ARTÍCULO 19


Fecha de publicación en línea: 4 agosto, 2011.